Una posible luna en formación alrededor de Saturno

La nave espacial Cassini, de la NASA, ha documentado la formación de un pequeño objeto cubierto de hielo dentro de los anillos de Saturno. Informalmente llamado “Peggy”, el objeto podría ser una nueva luna. Hoy, la revista Icarus publicó los detalles de las observaciones en Internet.

“No hemos visto nada como esto antes”, dijo Carl Murray, de la Universidad Queen Mary de Londres, quien es el autor principal del informe. “Quizás estemos observando el nacimiento; el momento en el cual este objeto está precisamente abandonando los anillos y se está encaminando a ser él mismo una luna”.

strip

En esta imagen tomada por la sonda Cassini, de la NASA, la protuberancia que se ve en el borde externo del anillo A de Saturno podría ser causada por un objeto que reproduce el proceso de nacimiento de las lunas cubiertas de hielo. Más información, en idioma inglés

Las imágenes tomadas con la cámara de ángulo estrecho de la sonda Cassini, el 15 de abril de 2013, muestran alteraciones en el borde mismo del anillo A de Saturno (el más externo de los anillos grandes y brillosos del planeta). Una de estas alteraciones es un arco que es aproximadamente un 20 por ciento más brilloso que el medio que lo rodea, tiene 1200 kilómetros (750 millas) de longitud y 10 kilómetros (6 millas) de ancho. Asimismo, los científicos hallaron protuberancias en el perfil usualmente uniforme del borde del anillo. Los científicos creen que el arco y las protuberancias se originan a causa de los efectos gravitacionales de un objeto cercano.

No se espera que el objeto aumente de tamaño e incluso quizás se esté rompiendo. Pero el proceso de su formación y el movimiento hacia afuera ayuda a nuestra comprensión de cómo pueden haberse formado, en anillos más masivos, y hace mucho tiempo, las lunas cubiertas de hielo de Saturno, que incluyen a Titán (envuelta en nubes) y a Encelado (que contiene un océano). Esto también brinda información sobre cómo se pueden haber formado la Tierra y otros planetas de nuestro sistema solar y cómo pueden haber migrado lejos de nuestra estrella, el Sol.

Continue reading

Investigadores del IAC explican el “exceso” de rubidio observado en estrellas moribundas

Un nuevo modelo de atmósfera estelar, publicado en la revista Astronomy & Astrophysics Letters, pone fin al aparente desacuerdo entre teoría y observación sobre la producción de este exótico elemento radiactivo
prensa848_1111_hi

En la imagen se muestra el espectro de una estrella AGB masiva (puntos blancos) junto con las predicciones de los nuevos modelos de atmósfera (línea amarilla) y de los modelos anteriores sin envoltura (línea azul). El Rubidio es detectado como una línea de absorción muy intensa a una longitud de onda de 7.800 angstroms. Todo esto superpuesto a una impresión artística de una estrella AGB.Créditos: Gabriel Pérez Díaz, Instituto de Astrofísica de Canarias (Servicio Multimedia)

Las estrellas de masa intermedia, en sus últimas fases de evolución, producen una gran cantidad de elementos pesados (ricos en neutrones) – algunos de ellos isótopos radiactivos -, como el rubidio, el tecnecio, el circonio, el ytrio, el lantano o el neodimio. Estos elementos son expulsados hacia la superficie de la estrella y, posteriormente, liberados al medio interestelar. Tras varios estudios sobre la composición química de estas estrellas moribundas, denominadas “estrellas AGB”, un equipo internacional de astrónomos, liderado por investigadores del Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC), acaba de publicar un nuevo modelo teórico que explica la sobreabundancia de rubidio observada en las más masivas de este tipo. El nuevo modelo incluye los efectos de la envoltura de gas y polvo que rodea a estas estrellas viejas y que no habían sido considerados en modelos teóricos anteriores.

Continue reading

Lecturas (Lecciones) de Física cuántica en la Universidad Politécnica de Madrid

Lecciones de Física cuántica en la Universidad Politécnica de Madrid

Se reescriben las leyes que determinan cómo el polvo modifica la luz que nos llega de las estrellas

Las limitaciones de las leyes empleadas desde 1989 para corregir este efecto, que inducen a errores en la caracterización de las estrellas, hacían necesario un relevo

Conocer las propiedades de una estrella podría ser tan sencillo como tomar una imagen y medir su brillo (lo que se conoce como fotometría) si el medio que atraviesa nuestra línea de visión fuera transparente. Pero el medio interestelar se halla salpicado de polvo, que absorbe y dispersa la luz y provoca que los objetos parezcan menos luminosos y más rojos -o fríos- de lo que en realidad son. Un efecto que, con un trabajo que acaba de publicarse, por fin puede corregirse de forma eficaz.

"En la longitud de onda de la luz que ven nuestros ojos, el visible, de cada billón de fotones emitidos por una estrella en el centro de la Vía Láctea solo uno consigue alcanzarnos -señala Jesús Maíz Apellániz, investigador del Instituto de Astrofísica de Andalucía (IAA-CSIC) que encabeza la publicación-. Este es un ejemplo extremo de cómo el polvo afecta a la luz de las estrellas, un fenómeno que se produce con menos intensidad pero sin excepción en todos los entornos".

Continue reading

Se extiende la temporada de deshielo en el Ártico

Un nuevo estudio, llevado a cabo por investigadores del Centro Nacional de Datos sobre la Nieve y el Hielo (National Snow and Ice Data Center, o NSIDC, por su sigla en idioma inglés) y de la NASA, demuestra que la temporada de derretimiento del hielo marítimo del Ártico se está extendiendo por varios días cada década. La temporada de derretimiento se inició antes y está provocando que, en algunos lugares, el océano Ártico absorba la radiación solar adicional suficiente como para derretir hasta 1,20 metro (4 pies) del espesor de la capa del casquete de hielo del Ártico.

“El Ártico se está calentando y está causando que la temporada de derretimiento dure más”, dijo Julienne Stroeve, una científica de alto rango del NSIDC, ubicado en Boulder, quien también es una de las autoras principales del nuevo estudio, el cual ha sido aceptado para su publicación en la revista científica Geophysical Research Letters. “La prolongación de la temporada de derretimiento está permitiendo que se almacene más energía del Sol en el océano y que aumente el derretimiento del hielo durante el verano, debilitando de este modo la cubierta de hielo marítima”.

Continue reading